miércoles, 28 de octubre de 2015

Mis escritos # 3: ¿Jugamos a querernos?


Guardaba la tarde un triste silencio, las hojas secas jugaban por la acera a perseguirse unas a otras, animadas tan solo por el viento de una tarde de diciembre. Eso me recordó a mi niñez, cuando solía correr en aquella gran montaña y así mismo fue el día en que lo conocí, ojos grandes, mirada alegre, cara sucia y una sonrisa que me invitaba a jugar con él. Jugábamos a perseguir sapos, a atrapar indefensas libélulas, a coleccionar plumas de extraños colores tornasoles.

Que extraño y que hermoso fue. Lejano me queda el recuerdo, pero por lejano, no lo olvido, cuando tomó mi mano temblorosamente y me arrastró a un lado del riachuelo. Ese día hacía frío pero eso no nos detuvo, nos deshicimos del calzado y metimos los pies en el agua, mientras me quitaba del cabello, ramas secas de los últimos árboles a los que habíamos subido esa tarde.

―Me agrada tu cabello. ―Dijo.
―¿Ah sí?
―Sí, nunca conocí a una bruja que se lo cuidara tanto.

Y así le daba un golpe torpe en el brazo, mientras me iba hacia atrás por la risa. Cerré los ojos mientras me recuperaba del momento y de pronto ahí estaba él, tan cerca que respiraba su aire, su mismo aire. Ágilmente me dio un beso rápido en la frente y se reía a carcajadas que le marcaban unos hermosos hoyos en sus mejillas. Se reía porque hasta dentro de nuestra inocencia sabíamos lo que eso significaba, así que me acerqué a él, pues como instinto ya se había apartado bastante de mí, me acerqué y le devolví el beso, ésta vez en sus labios. Enmudeció por un momento y luego sonrió, pensé que el silencio sería eterno pero entonces él retiró de mi rostro un mechón de cabello, me atrajo a su lado y me abrazó muy fuerte.

―Papá vendió la casa, mañana mismo debo partir a la ciudad, él dice que allá tendremos mejores oportunidades. ―Me dijo.

La niña en mí guardo silencio, guardó sus ilusiones, lágrimas le corrieron como oleajes por el rostro y perdió. Perdió a su primer amor, una pequeña parte de su inocencia y una pequeña parte de su vida.

Todas las ilusiones las vi partir una fría mañana de diciembre junto a aquel niño, sus maletas y mi colección de plumas de colores que le entregué como recuerdo. Desde entonces a eso me saben los días y los dulces de diciembre, a la inocencia de dos niños que jugaban a quererse en las frías montañas de algún lugar en el que ahora solo se albergan ecos de gritos y carcajadas, gratos recuerdos y nada más.

21 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias por tomarte el tiempo de leerlo ♥ ¡Saludos! :)

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Hola Prai, que bueno que te haya gustado. Gracias ♥

      Eliminar
  3. Ahora los niños se pedirían el Face y el Wasap :/ ... Muy bonito me gusto, besitos <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Su, muchas gracias y sí, tenés razón, los tiempos han cambiado, nada es tan complicado como antes. XD Saludos y un fuerte abrazo a la distancia.

      Eliminar
  4. Muy bonito ❤❤. Me ha encantado ☆

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Laia, que bueno que te gustó, me hace mucha ilusión. Gracias :) ♥

      Eliminar
  5. Mariana que espectacular! Me atrapaste de principio a fin y me hiciste sentir esa inocencia. Bravo amiga. Abrazos caribeños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gabo, gracias por tu comentario, me halaga que mis escritos le gusten a un buen escritor :) me hace muy feliz. Gracias amigo :) un fuerte abrazo a la distancia. ♥

      Eliminar
  6. Mari genial!!! Me encanto!!! Sabes que disfruto leyendo lo que escribís y este me pareció tierno y eso que yo no tengo corazón! Jajaja seguí así ��

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Che, eso es mentira. Me has demostrado que tenés un corazón lleno de humildad y eso vale más que cualquier cosa. Con lo poco que te conozco, admiro muchas cosas de vos. Gracias por leer mi entrada. Saludos y un fuerte abrazo. :)

      Eliminar
  7. Buenas tardes cielo, una entrada genial. Me ha parecido muy interesante. Te quiero seguir pero es que no encuentro el botón para hacerlo.
    Un abrazo y nos leemos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Natalia, agradezco tu comentario y tu interés. Lamentablemente el botón de suscriptores por momentos, da problema al cargar el gadget, espero que lo hayas podido solucionar y sino, de cualquier forma me alegro que te hayas pasado por mi blog. Saludos :)

      Eliminar
  8. Muy bonito y realmente en pocas palabras se llega a empatizar con el personaje, con tu permiso comparto!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Robert, muchas gracias por leer mi entrada y por tomarte el tiempo de comentar y de compartir. Saludos :)

      Eliminar
  9. Respuestas
    1. Hola Beth, me encanta verte por aquí, muchas gracias por visitar mi blog. Saludos y un abrazo ♥ :)

      Eliminar
  10. Hola!!
    Me ha encantado lo que has escrito <3
    Escribes de maravilla :)

    Muchos besitos. Krystal ^^

    ResponderEliminar